Lori Wilde

Juegos sin reglas

El juego había empezado... sin reglas. 
Marissa Sturgess era ambiciosa, decidida y le gustaba tener el control sobre todo, hasta que la enviaron a Nueva Orleans para convencer a un programador de videojuegos de que diseñara un nuevo juego que ayudase a las parejas a explorar sus fantasías sexuales. Poco se imaginaba que iba a convertirse en la fuente de su inspiración... 
Sin embargo, el apetecible soltero Beau Thibbedeaux tenía sus propias ideas, y estaba dispuesto a enseñarle a Marissa unas cuantas cosas sobre los deseos eróticos antes de dejarla marchar. No esperaba que aquel proyecto ni Marissa fueran a ser tan interesantes... 


**********oOo**********

Adiós a la soltería

Gracias a una gitana vengativa, todas las mujeres en la familia de CeeCee estaban gafadas. Un mal de ojo las condenaba a ser desgraciadas en el amor, por lo que CeeCee sólo se atrevía a salir con hombres que no fueran apropiados para ella. Pero entonces, un malentendido permitió al doctor Jack Travis hacerse pasar por su propio hermano gemelo, el temerario Zack, y aprovecharse de la maldición que recaía sobre la familia Jessup para mostrarle a CeeCee que él era su hombre adecuado.
Una maldición le impedía encontrar al hombre adecuado...

0 comentarios:

Publicar un comentario